Mas que amor frenesi.jpg

Sorprende que sean, precisamente, escenas de sexo gay las que más perturben a algunas mentes retrógradas. Y a robots al servicio de populares redes sociales. Ya sabemos que en Instagram molestan los desnudos y cualquier sugerencia medianamente explícita, algo que acaba de comprobar el director Alfonso Albacete.

Aunque parezca mentira, veinticuatro años después de su estreno en cines, Más que amor, frenesí sigue provocando incomodidad en algunes debido a una escena de sexo gay protagonizada por Gustavo Salmerón y Javier Albalá. Como sucedió en su día, aunque entonces predominaron los que aplaudieron que se visibilizara el sexo gay con esa naturalidad en una película comercial, dirigida por Alfonso Albacete y David Menkes.

Fue comentada esa escena de un fogoso polvo en la ducha, aunque en ningún caso fue censurada, al menos en nuestro país. Alfonso Albacete recuperó una imagen de dicha secuencia y la subió a Instagram, aunque, para su sorpresa, ha sido eliminada, pues se considera que su contenido sexual no es apropiado para la red.

¿De verdad estamos así? ¿Una imagen de sexo –simulado– entre dos hombres en pleno 2020 se considera demasiado “fuerte”? Pues según dónde, sí. Y Alfonso Albacete ha recurrido a una red más permisiva, Twitter, para denunciar el hecho. “Nunca fue mi intención escandalizar”, escribe, “más bien normalizar las relaciones y la diversidad”. Y si en su día, recuerda, fue censurada la publicidad que debía ir en autobuses, ahora es esta imagen la prohibida. En fin…

Fuente: https://shangay.com/2020/10/27/sexo-...ura-instagram/

Esta ha sido la foto censurada en Instagram. Nunca fue mi intención escandalizar, más bien normalizar las relaciones y la diversidad. Ya los autobuses con la publicidad de #MasQueAmorFrenesi fueron prohibidos hace unos años. Hemos cambiado, aunque algunas cosas parece ser que no. pic.twitter.com/uIFhL41KBi
— Alfonso Albacete (@alfonsoalbacet) October 27, 2020