Alarma ante la llegada del ‘spam’ navideño



  1. • Los expertos alertan contra la felicitación de los elfos bailarines
Copias delictivas de este elfo pueden infectar ordenadores.
MÁS INFORMACIÓN


A. B. / C. J.
BARCELONA
Llegan las navidades y con ellas el turrón, los polvorones, los pesebres, y también algo mucho más peligroso: el spam navideño. Las principales compañías de seguridad informática alertan de que las redes cibercriminales que mediante troyanos envían millones de correos trampa adecuan su actividad criminal según la época del año, y que han creado decenas de tipos distintos de spam navideño. Según Antispameurope, una de esas compañías, uno de los «más peligrosos es la tarjeta de felicitación de los elfos bailarines».
En realidad se trata de una copia realizada por los cibercriminales de una felicitación real muy inocente. Pero incluye un programa de animación (archivo ejecutable.exe) en el que unos elfos, a los que se puede poner la cara del usuario, bailan al son de una música. En la versión delictiva, el programa, instalado conscientemente, es un virus que va a parar al disco duro. Una victoria de la «ingeniería social», o cómo beneficiarse de la ingenuidad ajena.
El spam estacional cada vez es más habitual. Según estadísticas de la compañía de seguridad informática Symantec, en la semana previa a Halloween se enviaron cada día 500 millones de correos con ese tema.
Los Mossos d’Esquadra aseguran que han detectado «un importante aumento» en los envíos de malware, concepto que designa los programas pensados para hacer daño. Como explica Rik Fergusson, gurú de Trend Micro, para esa expansión ha resultado clave un cambio en el fenómeno: cada vez es menos necesario ser un experto informático. «En la red hay un mercado negro donde se pueden adquirir desde un kit para enviar virus hasta una red de ordenadores zombis, o varios millones de direcciones de correo para enviarles spam», dice Ferguson, que detalla algunas de las tarifas de esos productos: «Alquilar una botnet para hacer un envío masivo que colapse una web cuesta unos 70 euros al día; comprar un red de 10.000 zombis cuesta unos 700».

«‘ZOMBIS’ PROBADOS» / Los ciberdelincuentes ofrecen sus productos en foros de internet elaborando auténticos anuncios. Uno de ellos asegura que todos sus zombis «han sido probados». «Puedes emplearlos para lo que quieras». Ahí se puede adquirir un troyano para infectar ordenadores por 53 euros; un millón de direcciones «frescas» de correo electrónico por 5 euros o un «pack de malware básico», es decir, los virus y los programas para su distribución, por entre 700 y 1.400 euros.